Chile consigue su segunda medalla de oro en los Panamericanos

Noticias Deportivas
Soraya Jadué y María José Orellana consiguieron el primer lugar y medalla de oro en remo, en la categoría dos sin timonel femenino.

Sigue mejorando la actuación chilena en los Panamericanos de Río de Janeiro 2007. Tras la primera medalla de oro conseguida ayer por Enzo Cesario en el ciclismo, hoy fue el turno del remo. Soraya Jadué y María José Orellana, en dos sin timonel femenino, consiguieron el primer lugar y la dorada para Chile.

Las nacionales hicieron un tiempo de 7 minutos, 28 segundos y 94 centésimas, lo que les valió subirse al podio y levantar nuevamente la bandera tricolor a lo más alto del deporte americano.

Las chilenas superaron a las canadienses Zoe Hoskings y Nathalie Maurer que se llevaron la plata, después de llegar a 1 segundo y 11 centésimas de las líderes. El bronce fue para las estadounidenses Ruth Stiver y Jennifer Reck.

Fue sorpresivo el triunfo nacional, porque siempre se pensó en una presea, pero era difícil el oro, porque las norteamericanas son fuertes e incluso en el heat del sábado, con los cuatro botes participantes, ellas fueron primeras, las chilenas segundas.

Pero entre las nacionales siempre hubo fe. Y lo dijeron ese día. "Depende de cómo esté la corriente, el viento, podemos ser primeras".

Cumplieron y bien, sumando en la general la quinta presea para Chile.

Ayer destacó Enzo Cesario llevándose la primera dorada para los criollos en tierras brasileñas. También sumó una de bronce ayer París Inostroza en esgrima, mismo deporte que había dado la primera plata el sábado con el segundo lugar de Felipe Alvear en el florete. La otra presea la aportó Jaime Iturra en el levantamiento de pesas; esa fue de bronce.

Para hoy siguen las opciones de medallas, sobre todo en el ciclismo con Marco Arriagada en la carrera por puntos.

Las pruebas del remo se efectúan en la laguna Rodrigo de Freitas, en pleno zona residencial de Río de Janeiro, rodeada de altos edificios y cerca de las playas de Ipanema y Copacabana.

Deja un comentario